miércoles, 28 de septiembre de 2011

Euskadi contra Euskadi, algo mas que un titulo de película.

Me vino a la memoria de kramer contra kramer pensando en el Pais Vasco. Todo parece indicar que mas temprano que tarde la banda terrorista va abandonar definitivamente las armas. Es indudable que puede ser unos de los acontecimientos mas importantes de los últimos 50 años en España, importante por el simple motivo que es un trozo de libertad y respeto secuestrado hace demasiado tiempo, al menos no se defenderán ideas con pistolas, será con palabras, será con votos.

Pensar que esto traerá por si mismo la convivencia pacifica, sería cuando menos ingenuo, son demasiados los odios acumulados, demasiadas las víctimas, demasiados los agravios cometidos, solo desde la generosidad y la mirada al futuro pueden ayudar a superar esta nueva situación, situación sin duda complicada, pero que es necesario transcurrir por ella, en un escenario muy diferente, afortunadamente será al menos sin muertes, pero si plagado de reproches, no faltaran motivos para utilizar las historias inmediatas, las situaciones vividas de dolor, como nuevas armas arrojadizas, serán menos mortales que las pistolas, pero no mucho menos dolorosas.

Relativizar discursos esperados, no olvidar a las víctimas, ver el futuro de convivencia como única salida real, nos puede ayudar en recorrer esta nueva fase, pero a la vez, buscar la integración de todos y todas en la nueva situación, educarnos en la solución pacifica de la convivencia, desde las instituciones, pero también desde los colegios, asociaciones, es decir desde la sociedad civil.

Cuando hablo de víctimas, me refiero a las víctimas, cuando hablo de todos hablo también de presos, jóvenes marginales de violencia callejera incluidos. Se tiene que conseguir que la esperanza no se fustre, esta vez no, y que entre todos hagamos posible este sueño.

1 comentario:

Nicolás dijo...

Es necesario saber recorrer el camino final hacia la paz. Con generosidad pero con justicia.